domingo, 24 de febrero de 2019

DESPACITO


Click en play ...(y disculpen)

Esto apareció en Facebook.





Sin palabras.

Según los medios ante el concierto organizado por el multimillonario empresario británico Richard Branson, se está llevando a cabo un “contra-concierto” del lado venezolano.

Esto me da pie para el aporte de hoy, que a pesar de aún no tener todos los datos en profundidad – como me gustaría – siento cierta urgencia por publicarlo. A modo de un modestísimo aporte militante, desde un enfoque relacionado con lo musical. En un principio apuntaba a escribir un análisis sobre la evolución de la “música de protesta”, pero quedará para otro aporte más adelante. 
Hoy nos adentraremos mas bien en un tema lindero.

Me refiero a la “bastardización” de la música y a la música “popular” en tanto a su uso intencionado como herramienta de influencia y (mal-)formación social.


ILUMINATTI
Leí en un artículo que unos académicos británicos, muy iluminados ellos, descubrieron “científicamente”, que a lo largo de la historia de la música “pop” hubo tres grandes revoluciones de estilo. (¿?) Los señores científicos analizaron algunos aspectos musicales (tempo, armonía, ritmo) de unas cuantas canciones de algunos países y su relación con el devenir cultural a lo largo del tiempo. Aunque a mi entender se olvidaron de la mayoría del tiempo, pues ubican la primera “revolución” en el año 1964. La segunda “revolución” se dio en el año 1983, con la aparición de nuevas tecnologías, sintetizadores, cajas de ritmo, etc. y la tercera- la “mayor revolución” sucedió en 1991.

Dicen: "Esto fue muy claro en nuestro análisis, porque al observar la armonía, el rap y el hip hop no usan mucha armonía. El énfasis está en el sonido de la voz y el ritmo". 
"Esto fue una verdadera revolución: de repente era posible tener una canción pop sin armonía"




¿¿??... Léanlo de nuevo.



A mí me preocupa.


Más allá de desconocimiento (o ignorancia) de estos iluminados científicos, de lo que viene sucediendo en el ámbito de la música popular desde el período renacentista, me propuse buscar otra cosa:
Será casualidad que con el paso del neo-liberalismo y sus políticas, y el breve espacio que ocuparon los gobiernos “progresistas” en Sudamérica, haya crecido tanto el consumo del tal llamado “Pop Latino”?

Sospecho (todos lo hacemos) que existe una estrecha relación. Pero una cosa es “sospechar” – o bien saber lo obvio – y otra cosa es fundamentarlo y armarse de argumentos para pelearla.

Mientras tanto en el puente “La Tiendita” tenemos un combate de reguetones.


GRAMMY
Entre otras cosas me puse a investigar la trayectoria de los premios Grammy Latinos, cuya primera edición fue en el año 2000.

Aún no me dio el paño para investigar vinculaciones entre la cantidad de ventas de algunos “hits”, según países y el devenir de las situaciones políticas de cada país. Es un tema enorme y hay que tener tiempo para poder hacerlo bien.

Por supuesto que entre los primerísimos “militantes” (y premiados) de los “Latin Grammy Awards” en EEUU, estuvieron siempre la gusana Gloria Estefan, su marido Emilio, y últimamente también reciben premios los “mezcladores”, como Emilio Estefan Junior.

Si bien es cierto que hubo ganadores como Calle 13, Ruben Blades y Caetano Veloso, es abrumadora la cantidad de artistas premiados que HOY están cantando en el concierto del lado colombiano: Juanes, Alejandro Sanz, Juan Luis Guerra, Carlos Vives…por nombrar solo los ganadores MÁS premiados en la historia de los Latin-Grammy.



A mí me preocupa.

Pero...tomémonos un tiempo para mirar erste video:


Por suerte tenemos algunos representantes como calle 13, que no desaprovecharon la oportunidad y no se callaron la boca. Llegaron allí funcionando “con” el sistema, pero sin caer en él. 
O si?
No serán acaso solamente la cuota para cumplir?
No serán acaso solo una bien usada válvula de escape para quienes nos identificamos con su discurso?
No será que en vez de “llegaron”, en realidad el sistema se los “permitió”? 
Como si fuese un gobierno “progresista” durante un breve espacio de tiempo en la noria capitalista?

Como fuese, no deja de ser una excepción.


ILUMINATTI (otra vez)
Según una “investigación musical y antropológica” sobre el “género” (reguetón) publicado por la Duke University en Carolina del Norte (oh casualidad), el reguetón es una fusión entre el hip-hop, el reggae jamaiquino y varios otros ritmos latinos.
Claro está que siguiendo la línea de pensamiento de los iluminatti británicos que mencionábamos al inicio del blog, estamos claramente sumergidos en una cuarta “revolución” si nos detenemos en las letras de las canciones, que ya no son solamente inofensivas baladas de amores, celos y traiciones:
 
"Esa bellaca me llevó secuetrao
la puta me a dejao con el picho pelao
que tu ere bien puta,
que tu ere bien puta,
que tu ere bien puta puta puta puta…”


Otra:
"Que tengo la polla en candela
y quiero comerte ese culo
Ando loco por su culo
bien bellaco con su culo
hasta abajo con su culo
me vuelvo loco con su culo”


O esta:
“Darte como una perra, como una cualquiera
Jalarte por el pelo, agarrarte por el suelo
Usarte como escoba, aúlla como loba..”


O esta joya de la poesía universal: 
"Que poderosa Cenienta 
Mata con la vestimenta 
Echa pimienta y sé mi sirvienta
Representa usa las herramientas
Y enseguida me tienta
Con un beso…de menta”



Ni hablar de las canciones que incitan

a la violencia,
a la criminalidad,
al consumo de drogas,
al consumismo,
en fin: a la estupidización.



A mí me preocupa.

Salud!



La yapa:

Recuerdo la última vez que charlamos con Chichito Cabral, sentados en la rambla…no lo conocí mucho, en fin, quiero creer que no todo está perdido, quiero creer. En homenaje a Felipe, y redondeando el tema de este blog, invito a escuchar este tema de mi hijo:




Acá va la letra:

Proyexiones
No me queda otra que este infierno, que te guste esto es mi propia pesadilla
El que come y come es mi monstruo de arcilla, soy una pantera parcialmente atormentada
que te acuerdes de la letra a mi me vuelve un fascista.
Guarda esta cruda realidad, escucha bien, piensa en mi boca para darme más poder
El brillo de mis ojos no es más que conciencia, mi esencia es la magia de lo que no va a volver
ser o no ser, convencer, creer que hay algo después de ser tu nombre y perder
inhala profundamente, esto va a doler, no pienses en mañana sin pensar en el ayer

Rom Rom Rom vive para crecer, Pam Pam Pam en la vida hay que comer
Sin pararse a saborear, caere pa’ levantarme otra vez
Como un bebe que aprende a comer, como un alcohólico y su triste beber
le canto a la luna y también al sol, somos un dios y también somos Lucifer
Un hombre, una mujer, un llanto turbio quemándose
Una nueva droga, un tatuaje en la piel, una carta suicida sepultada en papel

Menos miradas, más S M S, más desconfianza, no lo puedes ver
Como todo avanza sin siquiera sentirse, al verte algo muere y es la esperanza del ser
Fuere en donde fuere, quiero que me encremen, quiero que sientas cada parte de tu ADN
Nene, lo que se obtiene es ser libre y vencer, quiero hacer explotar tu TV
Quien es responsable más que vos mismo, si lo que está por fuera es por dentro tu espejismo
Hablame del alivio de estar vivo y permitime escupirte la cara pa’ pegarme un tiro

Quiero que me cuentes que sentís al pasar y respirar la mirada de alguien que se quiere matar
La moneda que te pide una madre sin cariño para luego rellenar la boca vacía de un niño
Auxilio esquivo lo tibio lo mío es lo frio amigo, sigo buscando tu castigo
En vez de golpes besos
En vez de armas libros
En vez de bombas versos, sentimientos y estribillos

Morbo que pinta las calles como un graffitero, corro como chorro atrás del dinero
Perros ladran en las noches de enero acompañando mi verso falopero
Imploro nada cambia ya, en mi clase social, los enfermos indulgentes que quisieron pensar
Las trabas de tu mente las pones a tu gusto, injusto la muerte del rati que fue a matar

Injusto soy porque injusto me criaron, justo en el momento que nacieron mis hermanos
Y así se mueve todo por esta gran vía láctea, mi mente queda intacta ante este peso insano
Lagrimas de cristal, luna llena y vos tenés pa’ morfar en la heladera
Aparecía, aprecia y sigue luchando, una charla con el dolor en la vereda

PRA preguntas que hacemos todos
UN minuto de silencio solo
QUIERO ver si un humano se levanta
Arrancando a todo el resto desde el lodo
YO rio pero también lloro
SOY guerrero y ya no hay apodo
Somos demasiados humanos 
Para que te molestes si estamos codo a codo

Mírame donde no llega tu luz
en lo profundo no hay razón
Somos iguales descarta tu cruz
Esto es un grito de liberación
En el instante es cuando soy
Sangre de tu latente corazón
Agua y fuego en el interior
Proyecciones de una sola voz

martes, 1 de enero de 2019

NANAS


Click en play:


El aporte de hoy - me consta - será exigente. Pido perdón. Aquellos que hagan el esfuerzo de seguirlo, de leerlo y pensarlo...serán recompensados, al menos emocionalmente.

Comúnmente se dice, que solo valoramos lo que teníamos luego de haberlo perdido… y tiene mucho de acierto.
Una de las premisas que aprendemos en los cursos de gestión cultural, es que si al público no se le ofrece el producto cultural, ese público nunca lo reclamará, no lo pedirá, quizá ni sabrá de su existencia o posibilidad. Es decir: en lo cultural, la oferta es la que crea la demanda. 
Pareciera que la angustia, que nos provoca el haber perdido “algo” y luego haber descubierto cuánto lo necesitábamos (o amábamos), únicamente puede sosegarse con la recuperación de ese mismo “algo”. 

Siempre me llamó la atención porqué cuando los niños se lastiman, decimos que se hicieron “nana”, y cuando les cantamos arrullos para dormir les cantamos “nanas” (o “nana-ninas”) y que esas “nanas” casi siempre tienen que ver con el dolor, el miedo o las ausencias.

La  herida, el dolor y el consuelo son lo mismo… ¿o solo son homónimos?
Nos sumergimos en la etimología de la NANA, y descubrimos que por ejemplo en quechua “nanay” significa dolor, con sinónimos como “pupa” (Chile) o “yaya”, que a su vez significa abuela, mientras que en otras lenguas indígenas significa madre o hermana, y se usa así también en España y en todo Latinoamérica. Vemos que  “Nanny” se le dice a la niñera en inglés. en la Real Academia de 1803, se define como nana a la “mujer casada, madre o abuela”.
Se dice que la palabra deriva del latín ”nonnus” y “nonna” (abuelo, abuela y/o niñeros), en Italia las canciones de cuna se llaman ninna-nanna, y ya desde tiempos medievales se le llamó “ninnare” al acto de arrullar al bebé.
Siempre me impactó la hondura emocional de ese ámbito, de esa especie de burbuja en el espacio tiempo que creamos cuando le cantamos a un hijo/a, esa comunión tan fuerte y a su vez tan frágil.
Lo que es indiscutible, es que a lo largo de los siglos esta palabra, nacida como expresión casi onomatopéyica de los bebés, se va cargando de significado – el cual a su vez vamos heredando y se constituye en un fenómeno cultural de hondo calado en nuestro ser emocional.

Veamos el aspecto musical/emocional de este fenómeno.

La investigadora Ruth Fridman estudió a fondo lo que llamó los “protoritmos”. Sin profundizar demasiado, resumimos que lo que Fridman fundamentó son las primeras intercomunicaciones entre el bebé y su madre. Allí le da un especial valor a lo rítmico. Sus observaciones abarcan desde la variaciones de velocidad  del chupeteo del bebé al sentir la voz materna, hasta la importancia del ritmo como parte intrínseca del diálogo, o bien: de la “protoconversación”, a través del cual se crea la comunicación, con sus tiempos de espera, de escuchar, de responder, de reacción…   se logra en la relación una cierta coordinación, una sintonía de los estados emocionales, es decir: posibilita expresar mensajes. El ritmo en las expresiones (monosílabos, llantitos, balbuceos) actúa como sincronizador de los procesos afectivos y concluye la comunicación con un encuentro de miradas, le llamaron la “sincronía emocional”.

Sobre RITMO se pueden escribir miles de blogs, elaborar tesis, editar libros, estudios etc.
Mencionemos solamente algunos puntos, que son los que nos interesan para continuar adentrándonos en nuestro tema (aspecto musical/emocional):
  • ·         Existen los “ritmos sociales”: en ceremonias y ritos (nacimiento, casamiento, muerte, religiones)
  • ·         y también los “ritmos biológicos”: comer, dormir, cortejar, procrear, educar, (ritmos circadianos)
O sea: con los  ritmos biológicos (y cuantificables) corren también los ritmos subjetivos de la creatividad musical humana; la música constituye así un horizonte “cultural”, un ámbito en el cual el hombre se manifiesta en su integralidad.
la materia biológica objetiva se correlaciona con la parte subjetiva de los ritmos sociales recreados en los entornos culturales del hombre.
El rito sistematiza el orden social, mientras que el ritmo musical lo hace con el tiempo sonoro. Rito y ritmo son entonces paradigmas, uno en función de la regularidad social, y el otro ordena la disposición sonora.
Según los psicoanalistas Montagu y Matson el sentido del ritmo es parcialmente innato y parcialmente adquirido; esto nos proyecta a otras dimensiones del conocimiento respecto al ritmo y la música: “la parte de la cultura humana que llamamos música tiene una base tanto cultural como biológica”.
Ni que hablar del efecto “catártico” del acto de cantar y de “crear comunidad” al cantar juntos!

El binomio biología-cultura nos lleva, a su vez, a una tríada, integrada por lo biológico, lo cultural y lo comunicativo; 
Crear COMUNIDAD.


Ahora, retomando a nuestro amigo Ernest Ansermet, quien le cuestiona a Hans Von Bülow, sosteniendo que “En el comienzo” no era el “Ritmo”, sino “el sonido de altura determinada y los intervalos que surgen de la sucesión de esos sonidos”, y que el ritmo surge por el hecho mismo de esa sucesión.

…y ahí entra en juego un factor elemental de la música: 
el TEMPO.


Porque dos sonidos (aún idénticos) emitidos a distintas velocidades, nos significan emociones distintas. 
Y por aquí vamos llegando al quid de la cuestión: “el hombre es el ser que se significa los fenómenos y experimenta la necesidad permanente de significárselos”.
Comprendemos entonces que: el ritmo, el tempo y los intervalos (ver blog anterior), son “el nervio” del fenómeno musical, al cual  le adjudicamos un “carácter mágico”.
En fin, podríamos (deberíamos) ahondar mucho más en esta fascinante temática, pero voy a redondear con lo siguiente:

Recuerdan del blog anterior la importancia del intervalo de 5ª (la dominante)? …bien. Consideremos ahora la información del aporte de hoy, y nos maravillamos entendiendo:

  • ·         porqué todos los sistemas musicales de las distintas culturas - por distintos que sean - poseen 5as. y todos respetan rigurosamente las 8vas.
  • ·         Porqué las canciones y los juegos infantiles de todo el mundo armonizan sobre intervalos de 5ª y de 4ª
  • ·         Porqué los adultos, cuando nos queremos comunicar con bebitos, hablamos con ese cantito….que: son 5as. Y 4as.!!
  • ·         Y fundamentalmente porqué, en la inmensa mayoría de las nanas, a lo largo de toda la humanidad, predomina esta relación Tónica/Dominante, o sea: el intervalos de 5ª.

Breve recopilación de nanas de distintas culturas:



Quizá en algún futuro blog, (si logro no ser demasiado “técnico”) podamos descubrir cómo a raíz de esta atracción entre tónica y dominante, y en busca de una conciencia musical, llegamos a  la escala pentatónica. En ese sentido Ansermet, menciona como un referente a Marius Schneider con su “Historia de la Polifonía”; quizá podamos descubrir el condicionamiento cultural a que nos somete, o en el cual nos proyectamos,  al determinar intervalos de 3ª mayor y/o menor, descubrir nuestra necesidad de un 7º grado, la “sensible” que se le dice…
…veremos.

Hasta entonces, Salud!